Visitantes del Mundo...


contador visitas gratis

martes, 1 de agosto de 2017

Micro cuentos

... Cansado de esperar la noche, ésta no llegaba,  se hizo tragar por una ballena.

±+++++++++++

... abrió una sandía jugosa y roja como el color de la sangre, se acordó del parto sangriento de su vaca y aborreció la sandía.

++++++++

... dormía plácidamente, algo hacia cosquillas en su cara. Dio un manotazo, reventó a su mascota que lo lamía.

++++++++++++

... en la siesta, primero hacían el amor antes de dormir. Esa tarde, el amor se durmió en sus regazos y nunca más abrieron los ojos. Habían comido setas venenosas.

++++++++++++

... a media noche se levantó porque no podía dormir. En la cocina, las magdalenas tenían pies, iban caminando solas a la puerta de la calle.
Levantó la última magdalenas de la fila en india, se dio cuenta que iba a lomos de una gran cucaracha.

++++++++

... pensaba que se le había olvidado nadar, pero el agua fue su aliada y nado toda la tarde hasta quedar sin aliento.


14 comentarios:

  1. Te veo a través de tus cuentos.
    Eres divertida y traviesa como tú sola...

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jijiji, hoy me he echado la siesta sola. Al despertar estaba aburrida y me ha dado por escribir estas tonterías. :-) Mi compi se ha ido ayudar a su hermano a castrar las abejas.
      Besos Torito

      Eliminar
  2. Que pena me ha dado la mascota y ese manotazo... Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ester. La vida no solamente está hecha de caricias. Desgraciadamente está hecha muchas veces, a fuerza de palos, de maldad, y de maltratar a quienes mas queremos.
      Abrazossss

      Eliminar
  3. Todos ellos son mágicos, Isa. Tan sólo me atrevo a darte un consejo: Cuando hayas logrado el misterio no lo levantes descubriendo por qué sucede tal. Eso hace que el misterio sea más profundo y que cada cual busque la solución que le apetezca. En todo caso, felicidades.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Francisco. Tienes razón, pero yo soy así que lo desgrana todo. A veces es bueno descubrir por si alguien no lo captó :-)
      Abrazossss

      Eliminar
  4. Me encantan todos, y especialmente éste, aunque el final haya sido triste, me encantó:

    ... en la siesta, primero hacían el amor antes de dormir. Esa tarde, el amor se durmió en sus regazos y nunca más abrieron los ojos. Habían comido setas venenosas.


    Besos enormes y feliz tarde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Maria, me alegro que te guste.
      Besos

      Eliminar
  5. Isa, me ensalmó el microcuento de las magdalenas, camino fuera de la cocina. Qué buen humor. Es bastante cercano a la realidad este cuento. No es extraño que se levante con hambre en busca de un pan para calmarla en la noche, y encuentre un ratoncito, haciendo las delicias de una hogaza. Un abrazo. carlos

    ResponderEliminar
  6. Impresionantes micros cargados de fatalismo. A todos les cierra un trágico final.
    He visto a las magdalenas marchándose de la cocina a media noche. Es tan visual que no he podido menos que reír.
    ¡Feliz verano, Isa!

    ResponderEliminar

Gracias por dedicarme un pedacito de tu tiempo.